domingo, 29 de noviembre de 2009

Veni Creator Spiritus

Sin embargo, parece apropiado preguntarse por qué cuando un hombre viene a renacer para la salvación que viene de Dios hay necesidad de invocar al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo, de suerte que no quedaría asegurada su salvación sin la cooperación de toda la Trinidad; y por qué es imposible participar del Padre o del Hijo sin el Espíritu Santo. Para contestar esto será necesario, sin duda, definir las particulares operaciones del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo. En mi opinión, las operaciones del Padre y del Hijo se extienden no sólo a los santos, sino también a los pecadores, y no sólo a los hombres racionales, sino también a los animales y a las cosas inanimadas; es decir, a todo lo que tiene existencia. Pero la operación del Espíritu Santo de ninguna manera alcanza a las cosas inanimadas, ni a los animales que no tienen habla; ni siquiera puede discernirse en los que, aunque dotados de razón, se entregan a la maldad y no están orientados hacia las cosas mejores. En suma, la acción del Espíritu Santo está limitada a los que se van orientando hacia las cosas mejores y andan en los caminos de Cristo Jesús, a saber, los que se ocupan de las buenas obras y permanecen en Dios. (Orígenes – De Principis, 1305)

Hace unos días reflexionaba sobre el adviento y me convencía de que en este tiempo deberíamos rogar a Dios para que derrame su gracia sobre nosotros. Esperamos la Navidad y esta espera supone más que una conmemoración histórica, costumbrista o incluso tradicional. La Navidad es la esperanza de que Cristo nazca de nuevo y que lo haga dentro de nosotros y de todos los seres humanos. Pero... ¿Cómo nace en nosotros Cristo?

Para responderme esta pregunta recordaba los siete dones del Espíritu Santo y lo necesitados que estamos de ellos [1]:

Temor de Dios, que no es miedo. Es asombro, respeto y adoración. Sin temor de Dios estamos a merced de creernos con capacidad de caminar por nosotros mismos. Pero sin la gracia de Dios nada podemos hacer. Roguemos para que junto con Cristo, nazca en nosotros este temor tan olvidado en el soberbio mundo en que vivimos.

Fortaleza, que no es fuerza física. Es la fuerza de Dios que se manifiesta por medio nuestra. Sin fortaleza no somos más que títeres guiados por las imposiciones sociales.

Piedad. Es la capacidad de reconocernos como adoradores activos de Dios. Ser capaces de orar a Dios más allá de nuestras necesidades personales. Es la necesidad entender la vida como hecho sagrado que se hace oración en cada acción o inacción.

Consejo. El consejo no es una simple opinión o idea particular; es la transmisión directa de la gracia de Dios a quienes necesitan ayuda en su camino. Comunicar a Dios es un Don y una inmensa responsabilidad.

Entendimiento. Capacidad de introducirnos en la Verdad y recibir de Ella comprensión de la revelación de Dios. Sin entendimiento andaríamos ciegos por este mundo.

Ciencia. En este caso el Don es más que simple entendimiento; es capacidad de relacionar la Verdad, ser capaces de discernir el Orden de Dios y reconocer las causas segundas. Mediante la ciencia seremos capaces de ver a Dios por medio de todo lo creado.

Sabiduría. Es la cumbre de los Dones del Espíritu. Capacidad de vivir en equilibrio con los Dones antes descritos. Sabemos que la sabiduría es verdadera cuando lleve implícita el amor. El Don de Sabiduría conduce al alma a llenarse y rodearse de Dios. El conocimiento simbólico se convierte en conocimiento real que conlleva la adoración a Dios. Entonces el símbolo se funde con la Verdad y se revela como Dios con nosotros: Emmanuel.

Lo que es evidente, tal como indica Orígenes, "la acción del Espíritu Santo está limitada a los que se van orientando hacia las cosas mejores y andan en los caminos de Cristo Jesús, a saber, los que se ocupan de las buenas obras y permanecen en Dios". Que el Espíritu de Dios haga renacer la gracia de nuestro bautismo, en este adviento que se nos ofrece.




Ven, Espíritu Creador,
visita las almas de tus fíeles
y llena de la divina gracia los corazones,
que Tú mismo creaste.

Tú eres nuestro Consolador,
don de Dios Altísimo,
fuente viva, fuego, caridad
y espiritual unción.

Tú derramas sobre nosotros los siete dones;
Tú, el dedo de la mano de Dios;
Tú, el prometido del Padre;
Tú, que pones en nuestros labios los tesoros de tu palabra.

Enciende con tu luz nuestros sentidos;
infunde tu amor en nuestros corazones;
y, con tu perpetuo auxilio,
fortalece nuestra débil carne,

Aleja de nosotros al enemigo,
danos pronto la paz,
sé Tú mismo nuestro guía,
y puestos bajo tu dirección,
evitaremos todo lo nocivo.

Por Ti conozcamos al Padre,
y también al Hijo;
y que en Ti, Espíritu de entrambos,
creamos en todo tiempo.,

Gloria a Dios Padre,
y al Hijo que resucitó,
y al Espíritu Consolador,
por los siglos infinitos.

Amén.

[1] Para profundizar en lo que significan los dones de Espíritu recomiendo este texto: PULSA

13 comentarios:

ver con los ojos del corazon dijo...

Hola querido Miserere... esta oración la he hecho durante bastante tiempo...y la tuve por meditación.

Pero debo discrepar de Orígenes...
Para mi, el ESPIRITU SANTO no es patrimonio de los seguidores de JESÚS.


A ver... esa TRINIDAD para mi se manifiesta en todo ser...lo único que pocos despiertan a ella y la reconocen com VERDAD GENUINA en la UNIDAD.

DIOS se amnifiesta a todos los seres... todos somos SUS HIJOS . Éste es un mensaje claro de JESÚS.
Este mensaje era Universal... los que amamos a JESÚS como ser iluminado que nos da testimonio de DIOS, EL PADRE y del ESPIRITU -nuestra verdadera identidad- creemos en ÉL por LO QUE SIGNIFICÓ Y SIGNIFICA : SU MENSAJE Y TESTIMONIO era lo crucial. JESÚS fue un vehículo de DIOS para traernos LA VERDAD como tantos otros seres enviados de otras religiones. Pero la religión la han hecho los hombres. Cuál es la mejor? Cada uno diría que la suya...
Pero hemos de ir más allá de los derechos adquiridos por una religión humana...hemos de ir a la Universalidad que apuntaba JESÚS. Pero esto no se interpretó adecuadamente por los Apóstoles...centralizando no el Mensaje...sino lo que derivó de la persona de JESÚS..y que ellos completaron.

JESÚS APUNTÓ....AL PADRE, AL ESPIRITU...y esa VERDAD...ES UNIVERSAL...dentor de todos...a LA CUAL HEMOS DE DESPERTAR...más allá de toda religión...aunque pueda ser a través de ella...pero DEBEMOS IR Y APUNTAR MÁS ALLÁ.


Perdona mi pobre discernimiento...no estoy cultivada como tú, Miserere...pero intento escuchar en mi interior.


Un fuerte Abrazo, hermano...más allá.

Miserere mei Domine dijo...

Gracias por tu comentario Carmen.

Sabes, nunca me atrevería a poner en duda lo que Jesús nos legó por medio de sus Apóstoles y que conforma la tradición.

La tradición nos liga con Cristo más allá de la literalidad de los evangelios y nos permiten formar Iglesia unida y coherente.

Respeto que des prioridad a tu intuición personal... no es mi palabra la que se opone a la tuya. Ni siquiera mis creencias personales. Se trata de lo que creemos los cristianos hace 2000 años y que se articula desde sus orígenes en el Credo apostólico.

Gracias al Credo nos reconocemos como cristianos idénticos a los que conocieron al propio Jesús. Sin el Credo... habría tantos cristianismos como personas y la Iglesia no sería el cuerpo místico unido que es y que ha pervivido 2000 años. Al hablar de la Iglesia hablo de quienes aceptamos conscientemente las verdades enunciadas en el Credo cada domingo en la misa.

No me atrevería a anteponer mi experiencia de Cristo o de la Trinidad o del Espíritu a la revelación dada por el propio Cristo y transmitida por los Apóstoles.

Dicho con todo el respeto y consideración que alguien que conoce sus limitaciones, puede tener.

Gracias de nuevo Carmen :)

Miserere mei Domine dijo...

Carmen, pensando un poco más en tus palabras...

Tienes todo el derecho a dudar o a discernir otras posibilidades de comprender la figura de Cristo, la religión o la figura de los Apóstoles.

El Espíritu Santo es quien nos da entendimiento, ciencia y sabiduría. A El hemos de rogar para que ilumine nuestra limitada inteligencia y así consigamos que nuestra Fe sea sólida.

Hemos de rogar también para que nos dé el don del consejo y así podamos comunicar a los demás el entendimiento, la ciencia y la sabiduría recibidas.

Siempre con temor de Dios... ya que nada somos sin El. No es nuestra palabra la que es Verdad... es la Verdad la que debe sostener nuestras insignificantes palabras.

Todo ello sin dejar de tener piedad y fortaleza, que se hacen realidad mediante la humildad y la templanza necesarias.

Realmente necesitamos los Dones del Espíritu para seguir adelante día a día.

Dios nos los conceda. :)

ver con los ojos del corazon dijo...

Gracias por tus palabras...siempre referentes para mi.

No estoy para nada cultivada como tu, con lo cual lo más seguro es que me caiga una y otra vez. Pero estoy en un proceso espiritual en el cual siento que debo buscar-LE en lA ESENCIA...EN LA SIMPLICIDAD Y SILENCIO DE MI INTERIOR... una aventura quizás... pero el Espiritu que es para n osotros, entrgados a ÉL, sino? es VERDAD...pero a nivel humano se traduce como nuestra entrega A SU VOLUNTAD... UNA AVENTURA confiada.

No me hagas caso..no estoy siquiera cualificada para hablar de ello...pero tampoco veo motivo para no compartir eso que llega desde mi interior.

Ya sabes que a menudo pienso que nos perdemos en lo que otros han dicho...decidido... que nos hemos sofisticado tanto la vida ...que hemos perdido lo ESENCIAL :LA EXPERIENCIA INTERIOR simple...silenciosa...desprendida.
Esa mente que puede ser aliada...nos pierde más de las veces...y somos a menudo reflejo de su ilusión... y la tradición puede ser un compendio de esa ilusión estructurada y confirmada como realidad...como única verdad.

Cuanod JESÚS vino y dió su mensaje a la Humanidad... era ESO. EL MENSAJE... conmemorar su ÚLTIMA CENA..su NO-MUERTE...nuestra naturaleza ESPIRITUAL...COMO HIJOS DE DIOS...Y TODA LA ENSEÑANZA DEL AMOR, EL DESPRENDIMIENTO DEL EGO TAMBIÉN.

Yo, siento quedarme con ESO... y SUS BIENAVENTURANZAS... quizás porque no estoy tan involucrada como muchos con la Iglesia a un nivel tan elevado...pues no tengo esa necesidad...aunque esté vinculada a mi parroquia.

Soy extraña, Miserere...perdona mi falta de entendimiento. Aún tengo mucho que aprender... No me hagas caso.

Un fuerte abrazo

Maricruz dijo...

Esta oración al Espíritu Santo es de mis preferidas, he escuchado que también la llaman "la secuencia al Espíritu Santo" y también he escuchado varias versiones. En la versión que conozco, una de las frases que más me gusta es la que dice: "mira el vacío del hombre cuando le falta tu aliento".
Y me gusta quizá porque conozco ese vacío.
Quizá por eso también me acerco a los que andan vacíos para que conozcan que pueden dejar de estarlo.
Qué se yo, cuando se han vivido estos contrastes en la vida, se ve uno impelido a compartir la saciedad con la que ha sido regalado.
Gracias Miserere por tus siempre tan oportunas notas.
Un abrazo.

Miserere mei Domine dijo...

Hola Totús. :)

También esta oración es una de mis preferidas, así como la melodía gregoriana con la que se entona. En las universidades católicas se utiliza como entrada de los actos académicos de relevancia. En las universidades públicas, como en la que trabajo, se utiliza el Gaudeamus Igitur... que no es más que un canto goliardesco. Así son las cosas y así nos va.

Un abrazo :)

Miserere mei Domine dijo...

Hola de nuevo Carmen..

No puedo olvidar tus palabras ni puedo perdonar lo que no tiene razón de ser perdonado.

Tanto si las olvidara como si las perdonara, actuaría movido por la soberbia.

es cierto que la Verdad se manifiesta de muchas formas... pero tenemos que rogar para poder entenderla de manera única y coherente con todo lo creado.

De ahí la importancia tomar de no olvidar ni perdonar la tradición... Si me quedara solo con mi verdad, olvidaría que existe la Verdad y que esta Verdad es única.

Ahí está la lucha... en salir de nuestro acogedor interior para comprobar si nuestra verdad se ajusta a la Verdad.

Gracias de nuevo por compartir tus pensamientos :)

ver con los ojos del corazon dijo...

Gracias Miserere...no me hagas mucho caso...hay días que me falta lucidez.

Acepto la tradición en parte, clar está. Tampoco soy tan rompedora... Pero no es que yo defienda MI VERDAD...Quizás no me has comprendido por no saberme explicar.

Yo sólo LE BUSCO A ÉL...querido amigo Miserere... Y en ese caminito ,a veces lleno d epiedras -son las que yo llevo encima- a veces me caigo y me tropiezo...

Pero me levanto y sigo caminando...aunque por momentos me haya debido parar...y a veces acasi quedarme sin razón.

Yo no voy contra nadie... y si discrepo...es porque en todo pueden haber varias lecturas...incluso en la interpretación de las ESCRITURAS, DE LA PALABRA.

La Iglesia da su versión...la acepto...pero no tiene porqué ser la unica. Muchos hombres que interpretan LA PALABRA...pueden ver y comprender diferentes niveles de entendimiento...diferentes grados de profundidad...todos válidos...¿Poqué no?

Perdona siempre, de todas maneras mi falta de comprensión e intuición espiritual...mi poco discernimiento. Mi paso por la Iglesia no tiene tu grado de compromiso...aunque para mí si lo tiene mi acercamiento, seguimiento y unión con ÉL...en mi interior.

Bueno....te agradezco de todo corazón tus palabras,...las necesito pues eres para mi un buen referente en la dimensión cristiana...y católica.


Un especial Abrazo... y gracias otra vez. Nunca dejes de comunicarme lo que sientas o creas.

Miserere mei Domine dijo...

Hola de nuevo Carmen :)

No veo razón para que no defiendas tu verdad... que es la que parte de ti para buscar la Verdad, que precisamente es Cristo.

Siempre he creído que si la primera honestidad es con uno mismo. El problema de la verdad personal vs la Verdad universal aparece en el mismo momento que empezamos a ser humanos.

Esta ruptura es la que nos impide ver a Dios e tras darnos cuenta, intentamos por todos los medios restituir la comunión entre nuestro interior y el exterior.

Eso es la religión... volver a unir lo particular y personal... con lo general y universal. Por las religiones nunca desaparecerás... por mucho que haya quien se empeñe en profetizarlo :-))))

Por otra parte, la tradición nos da mucho, ya que nos habla precisamente del exterior y de los paradigmas que se repiten en todo lo creado continuamente. Por eso es complicado separarse de la tradición y tener posibilidad de encontrar la Verdad. De igual manera que si aceptamos la ciencia física a medias... entenderemos parcialmente la realidad física.

Es cierto que dentro de la tradición hay que saber separar el grano de la paja. Lo que cada autor pone de verdad y lo que se refiere a la Verdad. Es todo un reto que implica la vida misma.

Así que no te preocupes por decir barbaridades... mientras estas barbaridades sean coherentes con la Verdad... no hay problema.

Gracias por tus palabras ;)

ver con los ojos del corazon dijo...

Bueno...aquí otra vez.

Hoy pensaba en mi espacio de pregaria de la mañana... que estaba contenta de poder compartir contigo -un practicante católico tan puesto- mi poca y débil intensidad en este sentido. Bien...yo quizás me considero más cristiana-universal...ja ja..

Y luego pensé en mi primer comentario...y me he dado cuenta que como digo en el último...no simepre tengo lucidez....y no me sé explicar...o no veo las cosas con suficiente claridad.

Para mi JESÚS es el mayor referente para ir hacia DIOS...mi verdader SER. Lo que pasa que con el tema de la religión católica no he tenido un contexto creativo ni verdaderamente vivo...

Mis amigos son curas, efectivamente, teólogos y monjas ..._una buena colección! hasat la Priora de un convento carmelita que un dia pidiéndole un rosario ...me regaló el suyo personal- pero a nivel de formación no he tenido en casa unatradición profunda...sólo ir a misa... y ya está.

Hace poco , como ya sabes, tuve esa llamada de JESÚS AMADO...y me dirigí totalmente hacia ÉL. Ejercicios de San Ignacio de medio año para la vida ordinaria... Etapa mística e integración de todo ello -ahora- en mi vida diaria.

Y SU PALABRA, LA EUCARISTIA...las reuniones mensuales bíblicas en mi parroquia... algun retirillo de tanto en tanto... y esencialmente mi Práctica de Meditación, mi espacio de Pregaria...y la Liturgia de las Horas -Laudes y Completas-...

Con la huella del Dharma durante 15 años -siempre beneficios, mi anterior maestro de meditación...

Ah...y mis encuentros con XAVIER MELLONI alguna vez al año... y algún cura más. Ellos todos me ven bien...pero yo desearía una comunidad con intensidad espiritual... Por eso...te visito...pues eres para mi un refernete bueno en la línea y dirección cristiana.


Bueno...nada más..sólo que LE AMO, querido Miserere...y en ÉL renuevo y elevo cada instante mi pobre Alma.

Siempre...gracias...y mi nuevo Abrazo en CRISTO.

Miserere mei Domine dijo...

Yo tampoco he tenido nunca un lugar dentro especial dentro de la Iglesia... aunque tras muchas vueltas me di cuenta que no hay que tener sitio especial... estás dentro simplemente.

En mi casa no me dieron formación más allá de ir a misa... como a ti. Mis catequistas... uf... digamos que estaban perdidos en la inmensidad del Jesús, "compi" de diversiones. Así que tuve que buscar... Quien busca encuentra.

Más vale encender una vela que maldecir la oscuridad.

Gracias Carmen :)

ver con los ojos del corazon dijo...

Miserere, he abierto un nuevo blog INDIVISE MANENT.

He sentido ´lo debía dedicar a LA PALABRA. Yo no estoy cualificada a nivel religioso para abordarla...pero como creyente y practicante enamorada de JESÚS...creo es importanta abordarla desde un nivel abierto, no estrictamente religioso... desde cualquiera que quiera compartir aquéllo que en él resuene...vibre de SU MANO.

Pretende ser algo abierto a LA PALABRA desde diferentes aristas.. para que nos podamos enrriquecer mutuamente... desde un nivel de sencillez, y profundidad, de libertad y apertura...de escucha y silencio... desde nuestro Corazón y desprendimiento.

Me imagino que El Evangelio de Tomás -la primera entrada-no es aceptado por todos...pero más allá de lo que la iglesia apruebe ...yo siento que en él hay una resonancia crística de Conocimiento y Verdad. No sé lo que a ti te parece....

Bueno... todo es con fin de bien... hacia LA UNIDAD.


Un especial y fuerte Abrazo, querido Hermano...manténte siempre cerca de mi.

Miserere mei Domine dijo...

Carmen :) Le echaré un vistazo y si puedo dejar algo interesante, lo compartiré de mil amores .

Gracias ;)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...